«Ivolga» cambia el concepto de los Trenes Suburbanos

Rusia – 20/10/2020: Moscú, al igual que otras metrópolis globales, presta una gran atención al desarrollo del sistema de transporte público, tratando de hacerlo rápido, cómodo y seguro. Este es uno de los desafíos modernos, ya que los residentes no elegirán el transporte público si no cumple con sus expectativas y percepciones de comodidad y comodidad.

Pensando en cómo convertir los trenes suburbanos clásicos en un transporte urbano moderno, se hizo evidente que el material rodante existente necesitaba ser actualizado. El tránsito ferroviario suburbano, que ha existido durante muchos años está desactualizado. La comodidad y el servicio no ataban con los desafíos modernos de la época. La ciudad se enfrentó a un serio desafío para lanzar un nuevo metro de superficie que daría la vuelta al viejo concepto de los trenes suburbanos.

Así es como aparecieron las líneas Centrales de Moscú y los nuevos trenes urbanos «Ivolga»

El tren «Ivolga» fue diseñado desde cero y construido en Tver Carriage Works (TVZ, parte de «TMH»)específicamente para Moscú. «Ivolga» fue diseñado como un tren de tipo urbano capaz de transportar pasajeros en distancias cortas. Dicho tren debe acelerar rápidamente y frenar sin problemas, tener todas las opciones de confort necesarias, y también garantizar el embarque rápido y el desembarque de los pasajeros en cualquier época del año.

El tren «Ivolga» » fue desarrollado por diseñadores rusos y se ensambla en gran medida a partir de componentes producidos por empresas rusas. El 90% de las partes del ««Ivolga»» son fabricados en Rusia, incluyendo enganches, equipos de tracción, frenos. En términos de características técnicas, operativas y de consumo, el tren «Ivolga» supera a sus homólogos extranjeros, es decir, en número de coches por tren, coeficiente de aceleración de hasta 60 km/h, mayor capacidad de pasajeros con una longitud de coche más corta, etc.

«Ivolga» logró combinar tres cualidades principales de un tren urbano: seguridad, confort y eficiencia.

Para la seguridad de los pasajeros y la tripulación del tren en caso de colisión con un obstáculo, el coche cabina y los coches intermedios del tren están equipados con bloques modulares (sistema anticaballamiento). Al crear «Ivolga», se prestó especial atención a la fiabilidad del sistema de frenado.

El tren está equipado con un sistema de frenado combinado, asegurando el frenado electrodinámico y electroneumático.

Las características operativas del tren y su eficiencia económica no tienen análogos entre los modelos presentados en el mercado interno. Debido al uso de un motor asíncrono y un freno regenerativo en la estructura del tren, la fiabilidad y eficiencia (reducción del consumo de energía en un 15-20% en comparación con el accionamiento del colector) en funcionamiento se incrementan significativamente, la intensidad de mano de obra del mantenimiento se reduce, y su intervalo se incrementa. Todo esto en conjunto puede reducir significativamente los costos operativos.

Para mejorar el andar del viaje en el Ivolga, se sustituyeron los muelles cilíndricos por muelles neumáticos, cuyo uso, dependiendo de la carga del coche, proporciona un valor determinado del nivel del suelo en relación con los andenes, aumentando así la comodidad de embarque y desembarque para todos los pasajeros.

Este es un problema vital para los pasajeros con movilidad reducida. El coeficiente calculado de ocupación dentro del «Ivolga» no es más de 3,0 (mientrasquesu tasa habitual es inferior a 3,25).

Al desarrollar el interior, se pidió a los diseñadores que diseñaran el interior para que fuera percibido como un espacio único y ligero. Los asientos están situados en direcciones opuestas para acomodar a más pasajeros. Este arreglo es el más práctico para viajes de corta distancias. Además, al sentarse cara a cara, los pasajeros siempre se sientan junto a la ventana. La ubicación de las puertas más cerca del centro del habitáculo contribuye a una distribución uniforme de los pasajeros a lo largo de la longitud del tren.

Las puertas de los trenes nuevos se han ampliado a 140 cm. Las puertas anchas y la ausencia de plataformas cerradas aceleran el embarque y el desembarque de pasajeros en un 10-15%. Gracias a esto, el tren no se entorpece en las estaciones y la tasa de rotación del tren en la ruta no disminuye. Y para cortar el aire frío o caliente de la calle, aparecieron cortinas de aire. Se activan sólo en las paradas, mientras que los pasajeros suben y bajan del tren. Para la comodidad de los pasajeros de pie, los coches tienen pasamanos especiales con un recubrimiento «cálido» a la altura de los respaldos de los asientos y a la altura de la barra transversal superior.

Pasando en promedio más de 40 minutos al día en transporte público, el pasajero moderno quiere beneficiarse del tiempo de viaje: consultar el correo electrónico, comprar en la tienda en línea o leer un libro. Para estos fines, los trenes «Ivolga» tienen puntos de acceso Wi-Fi y puntos de carga para gadgets.

Los trenes también están equipados con un sistema de control de microclima. Las unidades climáticas mantienen la temperatura del aire en los interiores en invierno de + 14 C a +18 C, mientras que la temperatura exterior es de hasta -40 C, y en verano – no superior a +28 C, mientras que la temperatura exterior es de hasta +40 C.

Al crear el tren «Ivolga», los diseñadores anticiparon la necesidad de proteger a los pasajeros de virus y bacterias. El interior «Ivolga» está equipado con un sistema de desinfección del aire, que ha demostrado su eficacia durante una pandemia.

El módulo de limpieza es necesario para reducir los riesgos para la salud de los pasajeros. En invierno, se suministran 10 mil metros cúbicos de aire a cada persona por hora, en verano – 20 mil metros cúbicos.

El aire de la calle entra en las cámaras climáticas, que se instalan en el techo en ambos extremos del coche. En la cámara, el aire exterior se mezcla con el aire del habitáculo, se desinfecta con radiación UV dura y se suministra de vuelta al habitáculo. El sistema, entre otras cosas, es capaz de desactivar virus del grupo, entre ellos COVID-19. Su eficiencia y fiabilidad se confirman con las pruebas del Servicio Federal de Supervisión de los Derechos del Consumidor y El Bienestar Humano.

«Ivolga» coincide con todos los mejores estándares europeos y están cambiando el modelo y el diseño de los trenes suburbanos debido a los altos estándares de confort y seguridad.

Fuente: Agencia Rieles